Cómo conseguir un seguro de hogar barato

Posted at 18th junio, 2009 by comparacion seguros

El precio de la póliza del seguro de su hogar va a depender de varios criterios. Conocerlos y jugar con ellos puede permitirle conseguir un seguro de hogar lo más barato posible, para adecuarlo a sus necesidades.

La aventura de proteger su hogar

Acaba de comprar una vivienda y se da cuenta de todo lo que esto conlleva. Entre muchas otras cosas, proteger la inversión más grande que seguramente usted realizará a lo largo de su vida es una de las preocupaciones que van ligadas a la nueva situación. Este es el motivo principal, por el que la mayoría de familias propietarias de casas contratan un seguro de hogar. Además, otro gran motivo es el poder tener la tranquilidad de que ningún imprevisto como un accidente doméstico o catástrofe natural va a poner en peligro su hogar o el bienestar familiar en caso de ser necesaria una reconstrucción. Quizá ya tiene claro qué tipo de cobertura desea (Lea más acerca de tipos de cobertura para el seguro de su casa). Sin embargo, como es natural, quiere intentar conseguir el seguro de hogar más barato posible.

Cómo conseguir un seguro de hogar barato

Para conseguir un seguro de hogar lo más barato posible necesitará invertir un cierto tiempo al inicio de su búsqueda de información comparando las ofertas de las diferentes compañías de seguros de hogar. Para ello le puede ser útil tener en cuenta y jugar con los criterios que definen el precio de una póliza de seguro de hogar. A continuación le detallamos algunos de los criterios más comunes que las aseguradoras tiene en cuenta al calcular su póliza:
  • Antigüedad de su hogar: cuanto más años de antigüedad tenga su vivienda, más cara será la póliza. Se considera que la edad de una vivienda conlleva un mayor o menor riesgo de problemas con la infraestructura básica, la fachada, etc.
  • Ubicación de su hogar: la compañía de seguros le va a pedir información muy concreta acerca del lugar en el que está ubicada su casa. Según la mayor o menor estabilidad del terreno, entre otros, el precio final puede variar.
  • Tamaño de su vivienda: según los metros cuadrados de su casa el precio va a ser mayor o menor. La lógica es que cuanto más grande es una casa, más riesgo hay de que ésta sufra daños.
  • Lo que contiene su hogar: aquí se incluyen todos los objetos que se encuentran en el interior de su vivienda, desde los muebles, hasta los electrodomésticos u objetos personales de valor. Usted es el que fijará la cantidad máxima que la aseguradora deberá cubrir.
Además también existen otros criterios que influyen en el precio final, como por ejemplo si las personas que van a habitar la casa son fumadoras o no. En el caso de que no sea fumadora, no dude en comunicárselo a la aseguradora, ya que en algunos casos esto ayuda a reducir un tanto por ciento el precio final (por ser un factor de riesgo de accidentes menos a tener en cuenta).

Deja un comentario